Gestión Residuos de Construcción y Demolición RCD

Los Residuos de Construcción y Demolición (RCD) están incluidos en el artículo 3.a) de la Ley 22/2011 (28 julio) incluyendo todas aquellas sustancias u objetos que hayan sido desprendidos o generados a raíz de una obra de construcción o demolición.

Ejemplos de tales residuos son Hormigón, Ladrillos, Madera, Vidrio, Plástico, Metales mezclados, Tierras y piedras no reutilizadas, Lodos de drenaje, Materiales de construcción y aislamiento, etc. Se pueden consultar en su totalidad en el Anexo 2 del DF 23/2011, clasificados por códigos LER.

El poseedor de RCDs tiene la obligación de entregarlos a un gestor autorizado, destinándolos preferentemente (y por el siguiente orden) a operaciones de reutilización, reciclado u otras formas de valorización.