Desamiantado | Gestión de retirada de trabajos de amianto

El desamiantado es un proceso necesario y delicado que los operarios debemos llevar a cabo en el momento de realizar determinados trabajos de deconstrucción, derribos o desguaces para asegurar la salud de nuestros trabajadores y de cualquier persona que pueda estar en contacto con los materiales de la obra en cuestión.

El amianto o asbesto  es uno de los componentes del fibrocemento, un material de construcción comúnmente empleado que fue comercializado por primera vez por la empresa Uralita (de ahí el sobrenombre uralita). Su composición es mediante  fibras microscópicas que pueden permanecer en suspensión en el aire el tiempo suficiente para que representen un riesgo respiratorio.

Tan solo por estar en contacto con el amianto no debería suponer apenas riesgo para la salud humana. Sin embargo, la situación cambia cuando el contacto es de tiempo prolongado y se manipula el material de manera que las fibras pasen al aire y sean fácilmente respirables. Esto sucede sobre todo en derribos, y trabajos como el corte, el taladro, la rotura o en las ocasiones en las que el material está muy envejecido.